Injerencia de la política sobre la justicia mendocina
29 mayo, 2018
0
Este martes se conoció la propuesta del gobernador Alfredo Cornejo para designar como miembro de la Suprema Corte de Justicia de Mendoza a su ministro de Gobierno; y ante esto desde el Partido Demócrata insistimos en la necesidad de que los legisladores den tratamiento al proyecto de ley presentado desde nuestro espacio, para que toda persona designada al frente de la Suprema Corte de Justicia de la Provincia de Mendoza deba pasar cuatro años alejada de las funciones públicas.
El expediente 73190 fue presentado en la Cámara de Diputados y espera su tratamiento. El proyecto sostiene que ninguna persona que ejerza o haya desempeñado funciones con rango ministerial o de subsecretario en el Poder Ejecutivo o un cargo electivo nacional o provincial podrá, durante un plazo de cuatro años a contar del cese de sus funciones o finalización de su mandato, ser designada como integrante de la Suprema Corte de Justicia, del Tribunal de Cuentas o de todo organismo de control de servicios públicos, ni ser nombrada Fiscal de Estado.
El objetivo es lograr una justicia independiente de los partidos políticos, que actúe con imparcialidad y cumpla con el verdadero rol que tiene, que toda nominación a estos cargos esté libre de la intención de mantener el control político sobre la Justicia, defendiendo así las instituciones y la democracia.
Cabe aclarar que no cuestionamos la idoneidad del ministro de Gobierno, Dalmiro Garay, el hombre propuesto por Cornejo para la SCJM, y cuyos pliegos deben ser aprobados por el Senado; pero creemos que debemos  preservar la premisa de la Constitución Provincial, en la que señala que la forma republicana de gobierno debe estar apoyada en la división de poderes”.